Archivo de la etiqueta: fútbol

Cuentos esféricos

Somos una familia pegada a una pelota. Si repaso el álbum familiar, en muchas fotos sale una pelota, en primer plano o rodando fuera de cámara. Recuerdo a Lara con un año corriendo tras una por las playas de Cádiz. Recuerdo, antes, partidos de fútbol con amigos en una playa de Calafell. Hemos jugado grandes partidos familiares en parques y playas. Hace tiempo que las chicas nos ganan a los padres. Chema sigue jugando con los Old Blacks, probablemente el equipo con la media de edad más alta de su categoría. Yo a veces echo de menos a las Apañadicas, aquel equipo de amigas que montamos hace unos cuantos años. A mí siempre se me dio mejor correr que chutar, pero qué bien lo pasábamos.

(Chema, Lara, Vega y Luna, hace unos años, en un partido de los Old Blacks)

Ahora disfrutamos con los partidos de Vega y Luna con su equipo (el Zaragoza Club de Fútbol Femenino). Vibramos y soñamos este año con la selección aragonesa sub12 en Valencia. El fútbol nos acompaña a todas partes. Animamos a la selección española femenina sub20 el pasado verano en la Bretaña. Ya somos para siempre fans de Aitana Bonmatí, Patri Guijarro, Lucía Rodríguez, Eva Navarro, Maite Oroz, etc. Y ahora seguimos a la absoluta por la tele en el Mundial de Francia. Somos fieles al Real Zaragoza en la Romareda. Nuestras chicas tienen todos los libros de ‘Los Futbolísimos’. Y esta temporada no nos perdíamos un día de ‘Futboleras’, el primer programa en la  televisión española dedicado al fútbol femenino.

El fútbol y la literatura casan muy bien. Este miércoles presenta Chema su libro de relatos ‘Cuentos esféricos’ (Pregunta Ediciones). Y la pelota también rueda por sus páginas. Son siete cuentos, “siete pedazos de vida”, en los que habla de sueños, del olvido, del dolor, de la lealtad, del amor, del compromiso, de la dignidad. Y siempre con el fútbol como telón de fondo y, en uno, el boxeo. En su primer libro (‘Goles al margen‘, Anorak Ediciones) también el fútbol era protagonista, pero desde otro ángulo. Aquel eran 45 biografías de futbolistas y entrenadores, algunos conocidos y otros personajes casi olvidados. Ahora se lanza a la ficción, con unos relatos agridulces que saben a verdad, a fútbol de barrio y barro en las botas.

Los cuentos esféricos de Chema nos llevan a Rota, a Buenos Aires, a Asturias, al País Vasco, a Livorno (la ciudad más roja de Italia), a Toulouse, al extrarradio de Madrid. Chema rinde homenaje a sus referentes. Algunos personajes de estos relatos podrían salir en una película de Campanella o una novela de Aramburu. Incluso Cruyff asoma por sus páginas.

Dicen que el fútbol es lo más importante de las cosas menos importantes. El fútbol, la literatura y las historias son un pasaporte para seguir soñando.

PD1 La presentación será este miércoles a las 20.00 en el centro cultural de Las Armas. Poco antes juega España contra Alemania el segundo partido del Mundial de Fútbol Femenino.

PD2 Lara, nuestra bailarina, la menos futbolera de la familia, cumple hoy 13 años. Ella, ellas, son la vida, la felicidad. Que la pelota siga rodando.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo deportes, literatura, viajes

Fútbol y sueños en Mislata

Jugar un campeonato de España de fútbol a los 11 años es una experiencia inolvidable. Y compartirlo con tu hermana melliza vistiendo la camiseta de Aragón aún más. Nuestras chicas vuelven emocionadas y afónicas del campeonato de España de fútbol sub12 celebrado en Mislata (Valencia). Han sido cuatro días de fútbol, convivencia, sueños, ilusiones. Mislata es ya una de las páginas destacadas de nuestro álbum familiar.

equipo

Recopilamos a la vuelta fotos y momentos. Los nervios antes de la salida. Las historias que nos cuentan del viaje y el hotel. La emoción de la llegada al campo el primer día. El debut con Cantabria, con victoria. Luna y Vega con su cinta de colores. El empate en el último minuto con Baleares. Rozar el empate con Euskadi (más grandes, más fuertes, mejor equipo, pero en el fútbol todo es posible). Los amigos que vienen a vernos al campo. La familia siguiendo los partidos con pasión por youtube. “Hemos cantado los goles de Luna más que el de Iniesta”, nos dicen por whatsapp. En la grada, en Mislata, aplaudimos y soñamos con pasar a cuartos. Ganamos a Ceuta. Finalmente, empatamos a puntos con Baleares pero nos faltan goles. El campeonato sigue y animamos a los chicos hasta el minuto final. La selección masculina queda subcampeona de España ante Andalucía. Qué toque, qué calidad tienen nuestros chicos. También la selección andaluza femenina queda campeona ante Madrid.

Esta era la primera vez que se celebraba conjuntamente el campeonato de España en categoría masculina y femenina. Chicos y chicas disfrutando y compitiendo junt@s. Y animándose unos a otros. Ha sido un torneo de 10, muy bien organizado, con un ambientazo, con varios partidos jugándose a la vez, retransmitidos en directo por internet, con un trato exquisito a l@s futbolistas.

Soñamos con más goles y futuros campeonatos. Y con que el fútbol femenino siga creciendo como lo está haciendo.

 

2 comentarios

Archivado bajo deportes

Futbolísimos

Luna ya se ha leído el séptimo de Los Futbolísimos (‘El misterio del penalti invisible’), qué pena que no haya más. “Son las aventuras de un equipo de fútbol de un cole. Mi preferido es Pakete, que le llaman así porque es muy malo. Y también me gusta mucho Helena con h, que mete muchos goles. Es la segunda goleadora del equipo, después de Toni, que es un poco chulito. En los libros de Los Futbolísimos siempre hay algún misterio y juegan partidos. En el último desaparece Radu, el conserje del colegio. Y salen los Balbuena, que son una familia que no caen muy bien”, me explica Luna.

El primer libro nos lo prestó Álex, compañero de equipo. Y los demás han llegado a nuestra casa por cumpleaños, Reyes y celebraciones varias. El último lo eligió la joven lectora como regalo de fiestas del Pilar. Después se lo prestaremos a Lucas o a Álvaro.

IMG_0162

(Luna con el último de Los Futbolísimos)

Nuestro Soto Alto es el HISA (Asociación Deportiva Hilarión San Antonio), el equipo del cole de Luna y sus amigos. El año pasado, el primero del equipo, perdieron bastantes partidos, empataron algunos y ganaron otros. Esta temporada han empezado ganando. De todo se aprende: de las victorias, de las derrotas, de los entrenamientos (¡qué paciencia tienen los entrenadores!), del banquillo, de los goles, de los pases, del esfuerzo, de los libros de Roberto Santiago y Enrique Lorenzo…

IMG-20151024-WA0004

Mañana toca en casa contra La Salle Franciscanas.

2 comentarios

Archivado bajo deportes, literatura

Cuelgo las botas

Las Apañadicas nacieron en una noche de verano. Nos juntamos varias amigas en un bar (aquel verano nos juntamos muchas veces en las terrazas o bares después de trabajar, ay, qué tiempos aquellos) y decidimos que por qué no hacíamos un equipo de fútbol. Tiene mucho mérito montar un equipo de fútbol femenino de la nada. Ahí estábamos las dos Raqueles, Elena, Esther, Lara, yo, no recuerdo si también Ricardo, nuestro primer míster… No sé a quién se le ocurrió, porque realmente había poca base. Solo Raquel C. había jugado a fútbol en un equipo alguna vez. Otras habíamos practicado otros deportes y habíamos dado patadas en el patio del colegio. Otras no eran muy deportistas, pero no era importante; la cosa era estar dispuestas a echar unas risas. Fichamos a la Garú de portera, a otra Elena y a unas cuantas más. Y nos lanzamos al ruedo.

En el primer partido, en Garrapinillos frente al Manicomio, no sabíamos cómo se sacaba del centro del campo. ¡Jajaja! Nos cayeron unos cuantos goles. Hemos tenido goleadas históricas, de esas de perder 20-0, pero nuestro objetivo de hacer deporte y pasárnoslo bien se cumplía con creces. Incluso entrenábamos. Sí, uno o dos días a la semana, en las pistas ¡descubiertas! de la Hípica, ¡a las 9 de la mañana!, también en invierno. Luego nos íbamos a almorzar y a trabajar. Ah, se me olvidaba: el nombre. Conseguimos una subvención dela APA (Asociación de Periodistas de Aragón) y debíamos usar su nombre. Llamarnos el equipo APA sonaba un poco feo y alguien propuso APAÑADICAS, que le pegaba mucho a nuestro espíritu de superación y diversión.

El equipo fue creciendo, unas lo fueron dejando por distintos motivos, hicimos nuevos fichajes (María, Ana, Cris, Cristina P., Miriam, Silvia, Amparo, Inés, Lucía, Mar, Laura, Vane, Elena, Belén, Raquel, Carol, Bea, Azu, Fany… la lista es muy larga, seguro que me dejo alguna); hemos ido cambiando de entrenador (gracias, Pablo, Jesús y Dani), y hemos tenido aficionados que nos han seguido por los pueblos de Aragón. Y nuestro juego ha mejorado mucho, muchísimo. Ya no peleamos por ser penúltimas; ahora aspiramos a ganar la Copa. En los últimos años se han incorporado futbolistas con experiencia y hasta las veteranas hemos mejorado un poco. Esta temporada hemos tenido los mejores resultados de nuestra historia.

Han pasado diez años de aquella noche en el bar. Y tres hijas en mi cuenta. He seguido jugando después de los embarazos. No he afinado mucho mi puntería pero no doy un balón por perdido. El partido de los sábados (o los domingos por la mañana) es un aliciente de la semana. Pero -me pongo trascendental- creo que me toca despedirme. El trabajo y, sobre todo, mis chicas apenas me dejan tiempo libre. Tengo que conjugar cumpleaños infantiles, sesiones de parque, títeres, tardes de Heraldo, excursiones con los amigos, encuentros familiares y partidos de las Apañadicas. Cada vez es más difícil. Esta temporada he faltado a muchos partidos. Me sigue gustando el fútbol y aún me quedan muchos campos por correr. Pero creo que ha llegado mi momento de colgar las botas. Y, como soy una sentimental, ahora me emociono. Me da pena. Espero ir a veros algún partido. Espero veros levantar la Copa. A lo mejor juego algún partido amistoso. O acompaño a mis hijas en el futuro a verlas jugar a ellas.

Las Apañadicas son mucho más que un equipo de fútbol. Primero somos un equipo de amigas. Un sueño que ha cumplido diez años y por el que hemos pasado mucha gente.

Un abrazo muy fuerte a todas (y todos).

Apañadicas, temporada 2007-2008

8 comentarios

Archivado bajo deportes, maternidad